13 de abril de 2013

Querido Barry

Un cantante que me ha fascinado a través de los años, es Barry Manilow. Acompañó mis ilusiones y primeras decepciones, y a lo largo de mi juventud, mi tiempo de ensoñación con sus alegrías y tristezas. Cuando me sentía bien o cuando todo iba mal, sólo me encerraba en mi cuarto y su música me alejaba del mundo. Su voz melodiosa y sus bellas melodías eran parte de mi vida. Si bien dejé de escucharlo por un tiempo, he vuelto a la carga!!!
Sus canciones (antiguas y nuevas) son verdaderamente hermosas, supongo que debido a que su capacidad de compositor está unida a su formación clásica en la famosa academia Julliard, y porque las interpreta con un estilo de gran sencillez,  con sentimiento dulce y tierno, pero consistencia  a la vez. Aunque se le conoce por canciones inolvidables como "Mandy", "Even now", "This one's for you" y otras más (no menciono Copacabana porque es una de las muy pocas canciones suyas que no me gustan) ha escrito canciones para otros y también jingles pegajosos y melódicos que promocionar, con con gran éxito, productos como gaseosas o pollo frito, trabajo del que no se averguenza y recuerda con mucho afecto. 
Nacido en 1943, en Brooklyn, Nueva York , descendiente de rusos, judíos e irlandeses,  Barry Manilow ha desarrollado una carrera exitosa y muy prolífica, basado en su talento y su trabajo. Ha recibido diversos premios como cantante y compositor, y también ha donado grandes sumas de dinero para asociaciones y organizaciones de derechos humanos que trabajan contra el Sida y otras enfermedades, y también a favor de las campañas políticas de Hillary Clinton, Barack Obama, John Edwards, Ron Paul y Joe Biden. Mucha gente no gusta de su música, como un sobrino mío que la considera "elevator music" pero que tuvo la gentileza de regalarme un CD con una recopilación de sus mejores canciones, y los críticos también se ensañaron con él por mucho tiempo, sin embargo   Barry Manilow es uno de los pocos artistas que pueden vanagloriarse de seguir trabajando a los 70 años, habiendo incursionado en las listas de los discos más vendidos por cuatro décadas consecutivas. 
Mientras muchos lo consideran "excesivamente convencional" (léase romático hasta el tuétano) para otros   Barry Manilow es un ejemplo de perseverancia y renovación artística. Al igual que otros grandes como Rod Stewart, Elton John o Paul McCartney, ha asumido su edad y, dejando de lado las giras agotadoras, se presenta en Las Vegas y algunos shows especiales, como hizo  en la cena de gala del Premio Nobel de hace unos pocos años, respaldado con la nada despreciable hazaña de haber vendido casi 70 millones de discos a nivel mundial. Entre sus mayores éxitos están canciones inolvidables como  Cant Smile Without You, Could It Be Magic,  Even Now, Y Made It Through The Rain, If I Should Love Again,  Let's Take All Night To Say Goodbye, Now And Forever, Old Songs, One Voice, Ready To Take A Chance Again, Run To Me,  Somewhere Down The Road, This Ones For You, Arthur's Theme, entre muchas otras.
Ajeno a los escándalos y los excesos,  Manilow ha trabajado sin descanso llenado de música su vida y la de seguidores como yo, que no podemos escuchar sus canciones sin dejar de sentir mariposas en el estómago. Aunque en los 80s ya su popularidad había decaído bastante, siguió grabando y cantando,  y he leído de una gran hit que lanzó, grabando covers, y que se ubicó a la cabeza de las listas de popularidad, superando a Beyoncé y Black Eyes Peas  (Tiene una versión de It never rains in Southern California que es preciosa... http://www.youtube.com/watch?v=jVEb-BWpo8U).
Con la sencillez que lo ha caracterizado siempre, en una presentación comentó: "Esta profesión me ha llevado a sitios que nunca imaginé, a conocer gente que de otro modo no habría conocido. Si a quienes escuchan mis canciones les sucede lo mismo, habré cumplido mi trabajo". ¡Y vaya que lo ha hecho!
Sin quedarse únicamente en el negocio como intérprete o compositor, es un mecenas de la educación musical en escuelas públicas de USA, a las que dona instrumentos, dinero en efectivo, y promueve la participación de otros donantes mediante la Fundación que lleva su nombre: http://www.manilowmusicproject.org/ (The Manilow Music Proyect,  A Manilow Fund for Health and Hope programa / El proyecto Musical Manilow, Una Fundación Manilow por la salud y la esperanza).... ¡¡ También impulsa becas universitarias en muchas ciudades. ¡¡Muchos artistas debieran seguir su ejemplo!!
Querido Barry, has sido un maravilloso compañero de camino, y aunque nunca pude realizar el sueño de verte en un show en vivo y aplaudirte, como único posible homenaje, y dudo mucho poder realizarlo ahora,   la tecnología hoy me permite no sólo disfrutar tu maravillosa música sino compartirla en este espacio. 
Con gratitud por todo lo que me diste y me sigues dando, dejo aquí tres videos: uno de años recientes (One voice, bella canción) y otro de tu época dorada (Even Now.... para llorar!!!), junto a una canción que no conocía: If tomorrow never comes, un clásico de la música romántica.




3 comentarios:

Todos los comentarios son valiosos.
¡Comparte tus ideas con nosotros!