25 de noviembre de 2012

La vida en la era A.F. (Antes de Facebook)

Como millones de personas en el mundo entero, yo tengo una página de facebook que me sirve para ver a mis parientes en el otro lado del globo, para disfrutar del crecimiento de mi nieto, que vive en otra ciudad, y publicar eventualmente algunas ideas o acontecimientos que me parece positivo compartir con amigos o familiares. Sin embargo, he caído, como tantos, en la trivialidad del medio, en el paseo por la vida ajena (=muros de mis contactos) y me he detenido a pensar. ¿Por qué nos interesa tanto que nos miren y nos den su aprobación? (disfrazada de "me gusta" o comentarios).
Parece que el mundo hubiera cambiado mucho, cuando somos nosotros los que estamos alucinando y produciendo un cambio social... tal vez innecesario. Ya publicamos un post tiempo atrás sobre la Nomofobia o terror a estar sin móvil (celular) o interconexión de algún tipo (http://elrincondelakatarsis.blogspot.com/2011/09/la-tecnologia-ayuda-pero-la-factura-no.html) y debe ser un problema de seguro en aumento. Pero la cosa no para ahí.

¿Cómo era el mundo A.F? (A.F.=Antes de Facebook)
  1. A.F. nuestras noticias cotidianas, y las importantes también, generalmente eran compartidas entre los amigos más cercanos y la familia. Uno controlaba lo que se compartía y a quiénes. Hoy se enteran tus amigos, tus conocidos, tus compañeros de trabajo (porque ya te pidieron que los aceptes y cómo vas a decirles que no...!) y , obviamente, los contactos de todos ellos que lo ven en el muro de su amig@. ¡Vivimos en una vitrina!
  2. En aquel tiempo nuestros pensamientos tontos se solían quedar en nuestra cabeza, pues no tenía mucho sentido hacer público las intrascendencias que a veces a todos nos asaltan.  Hoy mensajes como "Tengo hambreee!!!",  "Aburrida...", "Hoy toca cine", "Es hora de un ceviche", "Tengo sueño" y mil sandeces del mismo tipo invaden nuestros muros.... y lo más triste es que sentimos que debemos responder algo ante tanta trivialidad!!!
  3. Antes de FB el amor era de la pareja, de la familia, algo privado y cuidado. Las declaraciones tenían un gran valor porque tenían su momento y su lugar; eran algo especial. Hoy la miel se chorrea por nuestros teclados y las parejas son más proclives a declarar públicamente su amor que actores de hollywood: "Te amo, mi rey, lo eres todo para mí, no me cansaré de decirlo". (Me parece regio tanto afecto, pero no sé porqué todos tenemos que enterarnos... cada vez que les da por hacer publicidad amorosa!!!) 
  4. Cuando alguien viajaba le enseñaba las fotos de su viaje a sus amistades más cercanas, en su casa, mientras contaban su experiencia (con cafecito incluido, por supuesto). Hoy cada que alguien saca los pies de su provincia toooooodo el universo se tiene que enterar y con todo detalle. Foto por foto (escoger unas cuántas debe ser considerado una tacañería, seguramente).
Podría seguir mencionando ejemplos y recuerdos de esas bellas épocas (hace sólo diez años atrás!) en las que vivíamos más hacia nosotros y menos para el escaparate social de las redes, cuando socializar significaba conocer a alguien y compartir tiempo y actividades con ella, pero creo que la idea estará clara para quienes son nuevos en la vida y para quienes ya se han olvidado de cómo era la cosa A.F.

Al final, es un tema de privacidad y de su importancia social
Si bien las redes sociales permiten configurar muchos aspectos de la privacidad del usuario, la mayoría no posee el nivel adecuado para hacerlo, o hacerlo eficazmente. Uno debiera poder definir hasta qué grado se desea que la gente sepa acerca de ti y de tus actividades, pero es difícil, no hay mucha difusión y mucha gente no lo hace. Por eso el dicho: “Ojos que no ven, Facebook que te lo cuenta”.
La gran pregunta es.. ¿por qué queremos compartirlo todo, publicarlo todo? ¿Por qué la vida tiene que ser pública? Y la respuesta no la sé.
Cuando la hija de una amiga se inició en FB un día publicó una foto de su niñez, que para su mamá era preciosa pero que quería guardar en el entorno familiar. Cuando le dio su opinión, la hija le respondió que "la foto era suya y que ¿cuál es el problema?". Personalmente detesto esa pregunta, pues esconde muchas falsas creencias y "engaña-muchachos".  El que algo no sea un "problema", no significa que por ello pueda o deba ser realizado. ¿Cierto? 

Un fenómeno global
No soy ajena al hecho de que Facebook es el fenómeno de redes sociales más grande e importante (dicen que supera los 900 millones de usuarios y sigue creciendo, lo que de por sí es un indicador de su importancia para igual número de personas, y eso no es moco de pavo) pero sí creo que de lo que se trata es de recuperar la idea de "comunicación social", que se nos está yendo de las manos.
¿Realmente las redes nos ayudan a comunicarnos más? No estoy muy segura. Que nos mantiene en contacto con otros y en la vitrina de otros, que ven nuestras trivialidades cotidianas día a día, sí, es un hecho innegable, pero, ¿eso es comunicarnos con otro ser humano?
En Medioesfera (http://mediosfera.wordpress.com/2010/02/26/el-impacto-de-facebook-en-nuestras-relaciones-sociales/) se apunta, respecto al crecimiento vertiginoso de este fenómeno (FB)  que "el gran crecimiento que ha tenido también se refleja en nuestra forma de relacionarnos, y en la juventud de esta década ha tenido una influencia tan grande que no puede ser medible. Ha cambiado la manera de comunicarnos, la manera de llevar a cabo relaciones amorosas, y ha influido en cierta forma en la pérdida de nuestra privacidad, entre otras cosas". En estos años se han realizado muchos estudios sobre las consecuencias de la presencia de estas redes sociales en la vida cotidiana de los usuarios, pero lo que me interesa más, es la causa de este nuevo modo en que las personas ven su necesidad de comunicación. 
Un ejemplo: El hecho de que el estado sentimental sea un elemento principal en el perfil, porque permite declarar la situación personal y eso resulta muy valioso para las personas, sea porque acaban de iniciar algo, porque quieren publicar si es algo sólido o sólo "es algo complicado", o porque así anuncian su ruptura (a veces a la pareja misma) es... ¡de locos!

Para pensar un momento
Podríamos hacernos algunas interrogantes que puedan ayudarnos a ver las cosas más detenidamente.
¿Por qué quiero ahora que el amor de mi pareja sea algo público y por todos conocido? ¿qué busco con ello?
¿Por qué me interesa que aspectos de mi vida familiar no se queden en la familia?  
¿El que salga en una foto me autoriza a publicarla aunque otros se sientan mal?
Tengo 300 contactos pero...¿tendré 300 amigos?
¿Publicar mucho y ser muy activo en FB (o en la red social que sea) me asegura ser más comunicativo?
¿Mejora REALMENTE mi vida el participar de una red social como lo estoy haciendo?
Éstas y otras preguntas son saludables, siempre y cuando podamos responderlas honestamente. 

¿Necesidades ocultas?
Una nota publicada por RPP (http://www.rpp.com.pe/2010-09-10-adictos-al-facebook-son-narcisistas-e-inseguros-revela-estudio-noticia_294167.html) afirma, según un estudio realizado en Canadá, que "aquellas personas que actualizan constantemente su perfil en Facebook y no pueden dormir sin ver los últimos comentarios que publican sus amigos, son narcisistas e inseguros". Tal vez todos tenemos algo de eso, y habría que verlo con cuidado, con miras a mejorar nuestra salud emocional. 
Al respecto, un estudio realizado por un grupo de investigadores de la >Universidad Iberoamericana de México (http://redalyc.uaemex.mx/redalyc/pdf/1339/133915936002.pdf) indica que "el hecho de pasar más tiempo dentro de las redes sociales (como Facebook), no significa que las personas aumenten su interacción social,  ni su autoestima y ni que obtengan mayor satisfacción en sus relaciones, pues el elemento esencial de la socialización y del proceso de comunicación se encuentra en la calidad de las interacciones del sujeto, así como en su personalidad y en la capacidad que tiene para captar la del otro". OJO. 
La moderna tecnología ha facilitado al interconexión de una manera inimaginable unos pocos años atrás, y ahora con tener un smartphone o un blakberry, tienes las redes al alcance de tu mano. Todo está servido.

El gran negocio tras las redes
Y claro, me dirán, todo tiene que ir cambiando con el tiempo, es ley de vida. Y sí, estoy de acuerdo, pero cuando el cambio viene de la mano de un fulano cuyo objetivo único es hacer plata por sobre todas las cosas, ya me parece que debiéramos analizar un poco el tema. Y es que hay un gran negocio detrás de todo esto, y muchos ni lo sabemos.
Es paradójico, pues encima de que hemos perdido la privacidad de nuestra vida, participar en las redes nos hace más vulnerables, en términos de seguridad, y más víctimas del consumismo. ¿Cómo? Muy fácil.
  1. Los juegos de FB (sí, esos divertidos y bonitos que a todos les encantan y de los que tengo decenas de invitaciones que no pienso aceptar) te piden autorización para acceder a tus contactos y a tus datos de correo . Al aceptar, les estás abriendo la puerta a la información de tu vida y la de tus amigos.
  2. Un estudio sobre Seguridad de Menores en la Red (de la empresa informática Panda Security) afirma que 1 de cada 3 adolescentes afirma haber contactado con desconocidos a través de Internet, el 99% por una red social. 
  3. Menos del 50% de los padres conoce sobre la vida de sus hijos en las redes (http://www.hola.com/ninos/2010062319205/adolescentes/consejos/facebook/)
  4. Existen muchos programas que aprovechan la información de nuestros perfiles, como usuarios de Fb, para su estrategia de marketing, es decir, para vendernos más y ganar (ellos) mucho dinero. Likebutton, Kurrently, Booshaka y otros, son sitios que permiten ver é sitios ven los jóvenes, cuáles son sus intereses, a qué o quién le dan más "me gusta", y todo en tiempo real! Finalmente, todo es negocio. Una vez más... el vil dinero. 
Hay mucho , mucho más, pero... lo dejo aquí, con un pedido: Pensemos. 
Una vida en vitrina ¿es una vida más feliz? 
Comunícate... ¡con quienes realmente te importa hacerlo!

21 de noviembre de 2012

El Salto Cuántico: el más reciente HOAX (¡La estupidez a niveles de astrofísica!)


Acabo de recibir un par de correos hoax sobre el mismo tema, esperando sea el último correo alarmista del año (imagino que los demás vendrán ya el año que viene ¿o no?): El Salto Cuántico y la Resonancia Schumman, que habla de que resulta que no tenemos 24 hora en el día sino 16 y nadie se ha dado cuenta (Yo me puse a pensar en qué momento todo el mundo alteró los relojes....) así que comencé a hacer lo que hago en estos casos: verificar, buscar información, etc.

El correo, que se basa en un material difundido en internet con abundancia y desparpajo, porque nadie revisa ni cuestiona, sólo copia y pega sin ningún sentido de responsabilidad (Ver: http://despiertacordoba.wordpress.com/2012/11/20/el-tiempo-real-y-el-tiempo-percibido/, http://serexistencialdelalma.ning.com/profiles/blogs/cronicas-de-un-despertar-el-dia-ahora-tiene-16-horas?xg_source=activity; http://www.rcpc.com.ar/2012_04_01_archive.html) habla con mucha claridad de cosas que resultaron absolutamente incomprensibles para mí. Buscando la explicación, o lo que se supone que deba serlo,  leí que ... "el mundo está yendo hacia un gran cambio (¡¡Espero que bueno!!). Este cambio es una fuerza energética, la cual conlleva a la Cuarta Dimensión (Aquí comenzó a levantarse mi ceja, sin pedirme permiso siquiera). Para contrarrestar esta fuerza tenemos que conocer EL SALTO CUÁNTICO DIMENSIONAL (Socorro, si la cosa es tan complicada, nos vamos a pique sin remedio!!!), el cual tiene que llevar a cabo el ser humano en estos tiempos (Ni modo que lo hagamos en el tiempo pasado, digo, ¿no?), de todos lados nos llegan profecías catastróficas. Y la forma de que ocurra una desgracia, es pensar que pueda ocurrir, es el pensamiento colectivo lo que hace que las cosas (sean buenas o malas) sucedan, habrá un cambio planetario, y este es inminente (¿Total, la cosa es que todos pensamos taradeces a la vez o que hay un cambio cósmico? ¿Podrían ponerse de acuerdo por favor?).

Bueno, como el texto seguía igual de complicadito, me fui a la fuente del saber (léase Wikipedia) y busqué qué michi es la famosa "Resonancia Schumann" y resulta que es "un conjunto de picos en la banda de frecuencia extremadamente baja (ELF) del espectro radioeléctrico de la Tierra". No avancé mucho en mi búsqueda de la luz, pero sí encontré que el señor Schumman no tiene página en la ya mencionada Wikipedia, lo que lo disminuyó mucho a mis ojos. Sobre el Salto Cuántico Dimensional (cómo vamos a pasar de la 3a a la 4a dimensión) el texto llega a lo extramadamente ridículo afirmando que las teoría del este científico está en un libro que es "un tratado de Metafísica Cuántica y Astrofísica Meta Cuántum. Se encuentra disponible en todas las bibliotecas públicas y sitios de Internet". Jajajajajaja ahora son adivinos y saben qué libros hay y dónde!!

El último argumento que quiero compartir, sólo de lo puro gracioso que es, dice lo siguiente. "la Resonancia de Schumann ha sido de 7.8 hz durante siglos. Esto arrojaba como resultado las 24 hrs. que tardaba la Tierra al dar un giro sobre su eje. Desde 1980 la Resonancia de Schumann se ha elevado hasta 12 Hz. Esto significa que un día de 24 horas, ahora equivale a 16 horas. El tiempo lineal se afecto (la falta de tildes y demás son de la versión original) y créanlo o no, este se está acelerando, después del año 2000 hasta ahora, el tiempo pasa volando. El día no alcanza para hacer todo lo que se desea hacer. Antes esperábamos que llegara Navidad. Ahora la Navidad, cumpleaños y otros acontecimientos importantes nos encuentran, sin siquiera esperarlos".( Jajajajajajaja... la ciencia al alcance de todos!! jajajajajaja, mismo libro "Coquito"). Y más adelante da el remedio para este caos inminente: "Formamos parte de una Unidad Divina Cósmica y la física cuántica lo ha demostrado. El observador es parte del fenómeno. Si tomamos parte en el fenómeno y establecemos una relación con los cuatro elementos que son: el agua, el fuego, la tierra y el aire, tenemos la oportunidad de crear una armonía con ellos y podremos pedirles su colaboración, no importa que no sepamos cómo hacerlo, lo que importa es que estemos dispuestas/os a hacerlo" (hacer "qué", no lo entendí hasta ahora, pero eso de pedirle su colaboración a la tierra, al aire, al fuego y al agua, me gustó... quién sabe si hablando con el agua me bajan la tarifa del servicio!!!)

Realmente, luego de leer cosas como ésta, y, sobretodo, de saber que mucha gente les da crédito sólo porque no las entiende (y piensa que por eso deben ser ciertas) le doy la razón a Einstein cuando dijo: "Sólo hay dos cosas infinitas: el Universo y la estupidez humana. Y del Universo no estoy seguro".

El texto de marras llega a niveles increíbles de insensatez, pero no quiero perder mi tiempo ni el suyo con más sandeces, sólo dejar registro de este nuevo Hoax, que se une a los anteriores, publicados en http://elrincondelakatarsis.blogspot.com/2011/11/si-pense-que-los-dos-post-anteriores.html; 
http://elrincondelakatarsis.blogspot.com/2011/01/los-correos-engano-hoax-una-plagas-en.html; 
http://elrincondelakatarsis.blogspot.com/2010/08/sobre-los-famosos-correos-cadena.html#comments.

Si usted ha recibido un correo como el que recibí yo, cálmese, la Tierra seguirá girando, los días no se han encogido y el 21 de diciembre será el día que siga al 20 y que preceda al 22, pero nada más. Y me permito pedirle un favor especial: si recibe un correo muy preocupante, por favor: VERIFIQUE su contenido o su origen. No llenemos la red de taradeces ¿Sí? 
¡GRACIAS!

15 de noviembre de 2012

El impacto de los medios de comunicación en los niños... ¿Cómo ayudarlos a ser críticos?

Desde hace mucho vengo lidiando contracorriente en este tema. Como comunicadora, me preocupa sobremanera y como madre de familia, más aún. Creo que los medios de comunicación pueden ser fuente de muchas cosas positivas y enriquecedoras, pero es importante que los padres de familia participen del proceso mientras sus hijos son pequeños. No hacerlo así puede ser muy perjudicial para ellos y para toda la sociedad.
Este artículo es un resumen del publicado en  www.mamapediatra.com por la Dra. Claudia Vega y está, en su versión completa, en http://mamapediatra.com/blog/?p=6.

Los medios de comunicación conforman una de las industrias más fuertes a nivel mundial. La televisión es un artículo que ha cobrado tanta importancia como cualquier electrodoméstico de uso básico, como la licuadora o el microondas, y es difícil entrar a una casa en el que no haya al menos uno. Se fabrican teles de todos tamaños y cada vez más grandes, son los protagonistas de la vida en el hogar, y nuestros hijos se familiarizan con su uso desde edades tempranas. En un lenguaje entretenido, bien estudiado, adaptado a las distintas sociedades y en una plataforma entretejida de entretenimiento, cultura, noticias, deportes y educación, los medios de comunicación ofrecen una amplia cantidad de mensajes.

Y estos mensajes, ¿son buenos o malos?
¡Hay de todo! Tanto mensajes positivos, como negativos. Los medios de comunicación son parte de nuestras vidas y tienen muchas cosas que enseñarnos. Sin embargo, algunas de las cosas que enseñan podrían no ser lo que queremos que nuestros hijos aprendan. Tras la exposición repetida a la televisión, los niños van incorporando  muchos de los comportamientos y actitudes que observan en ella. Desafortunadamente, la exposición es tan amplia y abierta, que tanto pueden recibir una valiosa y enriquecedora clase de historia universal, como pueden observar frecuentemente el consumo de alcohol en muchos programas televisivos o películas, e interpretarlo como algo normal, cotidiano y hasta adecuado.

Entendiendo el impacto de los medios de comunicación en los niños y adolescentes

Si partimos del hecho que mucho de lo que los niños aprenden en edades tempranas se basa en la observación e imitación, podemos comprender que para ellos sea natural el imitar a un personaje de cine o televisión, entonar la canción de un anuncio o dar otros ejemplos de lo que han aprendido de los medios de comunicación masiva. Y si en el medio que se desenvuelven, los niños con los que conviven son expuestos a los mismos medios, el impacto de dichos mensajes se multiplica.

El poder de los mensajes transmitidos por los medios

El impacto de los medios de comunicación puede ser contundente y sentirse de inmediato, pero habitualmente la respuesta del receptor a todos los mensajes va siendo sutil y gradual. Mientras mayor sea la exposición a los programas televisivos, la navegación por internet o cualquier otro medio audiovisual, mayor es el impacto que el consumidor manifiesta, y aunque los efectos en los niños podrían no ser aparentes de inmediato, ellos sufren efectos negativos continuamente. De la misma manera en que usted limitaría ciertos alimentos que podrían no ser saludables en la dieta de su niño(a), también debe limitar los tipos de mensajes que reciben en los medios de comunicación. A continuación algunos ejemplos de esto.

Mensajes negativos que los niños encuentran en los medios de comunicación.
1. Peleas y otras formas de violencia usadas como una manera de "resolver" los conflictos. Los niños aprenden actitudes hacia la violencia a una edad temprana y esas actitudes tienden a durar. La violencia mostrada en los diferentes medios de comunicación (tele, cine, internet) impacta a los niños y adolescentes de una manera igualmente perjudicial, pues les enseña a usarla en lugar del autocontrol.
2. Los cigarrillos y las bebidas alcohólicas mostrados como algo atractivo, benéfico y para estar a la moda, en lugar de mostrarse como perjudiciales y  hasta mortales. Los niños ven personajes en la televisión, que fuman y beben así como anuncios de cigarrillos y  alcohol en todas partes. ¡Cómo podría ser algo malo?
3. La paradoja de anuncios con comidas grasosas, pero con cuerpos esbeltos. Los medios de comunicación promocionan alimentos perjudiciales al mismo tiempo que le "dicen" a la gente que necesita bajar de peso y estar delgada, pero  promocionan una imagen no realista de la apariencia de la gente (muchas veces es una imagen arreglada mediante técnicas computarizadas).
4. Sexualidad, sin ningún tipo de restricción y a distintas horas del día. Se necesita un control estricto y especial de la programación de la televisión para evitar que los niños se expongan a este tipo de contenido que cada vez es más frecuente. Si bien es cierto que la sexualidad es inherente al ser humano, presentarla tan abiertamente a un niño que aun no ha formado su criterio al respecto, pudiera confundirlo, sobre todo cuando se muestra tan libremente y sin resultados negativos tales como enfermedades o embarazos involuntarios.

Educación básica en cuanto a los medios de comunicación
Los padres necesitan establecer límites y participar activamente en cuanto a los programas de televisión, juegos de computadoras, revistas y otros medios de comunicación que usen sus niños. Pero ese es un sólo paso para ayudar a que los medios de comunicación tengan un papel positivo en las vidas de los niños. Debido a que los medios de comunicación nos rodean y no podemos evitarlos siempre, una manera de filtrar los mensajes que emiten consisten en desarrollar la capacidad de cuestionar, analizar y evaluar dichos mensajes.  Al igual que los niños que saben leer aprenden a analizar las cosas que leen, también deberán ser capaces de analizar las imágenes y sonidos a los que se exponen. Una vez que ellos aprendan a analizar los mensajes comenzarán a cuestionarlos.

Algunos puntos sobre educación en torno a los medios de comunicación:
1. Los mensajes son creados por gente que persigue un fin específico (generalmente económico). Hay que buscarlo y explicarlo a los niños.
2.  Cada medio de comunicación tiene su propio lenguaje. Cuando los niños aprenden esas técnicas, son capaces de comprender la manera en que se presenta un mensaje en lugar de verse afectado.
3. Cada quien interpretará los mensajes en forma única. La interpretación que cada quien le da a los mensajes publicitarios está influida por cosas muy particulares de la vida de esa persona, como lo son sus valores, recuerdos y nivel educativo.
4. El mensaje puede promover valores distintos a los del público, así que es importante que el niño entienda que tiene la opción de aceptar o no lo que el mensaje intenta transmitir.

Ideas para educar sobre los medios de comunicación.
-Juegue a los anuncios y pida a sus hijos ideas para promocionar un producto. Ellos se darán cuenta de todo lo que puede hacer una empresa publicitar para tratar de lograr ventas.
-Contraste marcas reconocidas contra marcas menos conocidas. Qué vea los empaques, las estrategias de mercado y cómo tratan de impactar en la gente.
-Analicen juntos un video musical. Pregunte a su hijo que quieren decir las imágenes. Si concuerda la letra de la canción con lo que el video presenta, en qué se hace más énfasis.
-Analicen juntos un comercial de tele y un par de anuncios de revistas, que vean los modelos que usan para los comerciales, la discordancia entre el tipo de comida (chatarra) y el aspecto saludable de los modelos. Déjeles analizar cómo escogen estereotipos (color de piel, cabello, ojos, siluetas) para modelar en los anuncios tanto en prensa, como en tele.

Establezca límites, pero sea flexible
No se puede aislar a los hijos de la exposición a los medios, pero si los educamos a ser analíticos, ellos podrán defenderse de sus efectos negativos, sin embargo, es importante un consumo moderado. ¡No más de 1-2 horas de monitores (incluye tele, computadora y videojuegos) por día!

Y lo más importante: ENSEÑE CON EL EJEMPLO.

9 de noviembre de 2012

¿Perseguir nuestros sueños o roncarlos?


Disfrutando un par de días fuera de mi hogar, comparto algunas reflexiones a raíz de acontecimientos recientes en mi cotidiana y previsible vida. Uno de ellos, me ha hecho preguntarme mucho sobre los sueños que las personas tejen en su vida, aunque sólo unos poco llegan a terminar el tejido y pueden disfrutar de su sueño hecho realidad.

Y sí, pues, creo que todos llenamos de sueños nuestra mente en la infancia y adolescencia, pero conforme vamos ingresando a la madurez, vamos dándole prioridad a las "cosas importantes", dejando de lado esos acariciados sueños. Luego vienen los años, unos sobre otros, trayendo su carga particular de problemas, angustias, y afanes, y los sueños quedan cada vez más empolvados y arrinconados, como algo que un día pudo ser pero ya jamás será.
Mientras pensaba en mí y en lo que hice y lo que dejé de hacer, el otro día le pregunté a una amiga querida: si no tuvieras limitaciones ¿cuál sería tu sueño? Me pareció muy triste pero… no me pudo responder.

Y entonces me pregunté por qué dejamos de perseguir nuestros sueños, o si, de otro lado, ¿es correcto obrar así?  Creo que no. Reconozco que los sueños pueden ser una motivación maravillosa en la vida, pero con la madurez deben evolucionar, y sólo tendrán opción de convertirse en realidad para aquellas personas que tengan el valor de aferrarse a ellos y no permitir que nada ni nadie les impida seguir en su búsqueda, sin importar temas como la edad u otros de similar calaña, pero a la vez hacer que crezcan con uno.

¿Que debemos madurar y pisar tierra?  Claro, pero la idea no es dejar de lado los sueños sino evaluarlos, analizar con claridad su viabilidad  y transformarlos en “Objetivos”, que es como se llama a los sueños cuando se les agrega fechas, planes de acción y ese trabajo a fondo que puede hacer que, como dice la publicidad de un Banco, los “quiero” se transformen en “puedo”, y pasemos de sólo soñar (o roncar nuestros sueños) a comenzar a realizarlos. De hecho, eso necesita una fuerte dosis de confianza en uno mismo y de imaginación, esa que permitirá que veamos el logro donde aún no hay nada, y nos llene de una actitud positiva que nos permita caminar en la dirección correcta.

Así que a dejar de deshojar margaritas y hacernos responsables de nuestra vida, de nuestra realizaciones y hasta de nuestros fracasos (si es que realmente lo son, que es materia de otro post).  Y para animar a quienes como yo, estén buscando iniciarse (no importa si tarde o temprano), en este deporte de perseguir un sueño y transformarlo en realidad,  les dejo algunas frases de personas que nos puedan ilustrar.



Si has construido castillos en el aire, tu trabajo no se pierde; ahora coloca las bases debajo de ellos.
George Bernard Shaw (1856-1950)

Muéstrame un obrero con grandes sueños y en él encontrarás un hombre que puede cambiar la historia. Muéstrame un hombre sin sueños, y en él hallarás a un simple obrero.
James Cash Penny (1875-1971)

Realmente soy un soñador práctico; mis sueños no son bagatelas en el aire. Lo que yo quiero es convertir mis sueños en realidad.
Mahatma Gandhi (1869-1948)

No hay ningún viento favorable para el que no sabe a qué puerto se dirige.
Arthur Schopenhauer (1788-1860)

El hombre más lento, que no pierde de vista el fin, va siempre más veloz que el que va sin perseguir un punto fijo.
Gotthold Ephraim Lessing (1729-1781)

Cuanto más alto coloque el hombre su meta, tanto más crecerá.
Friedrich Schiller (1759-1805)

4 de noviembre de 2012

¿Esperamos las elecciones o llamamos al Chapulín Colorado?


Acabo de estar en el balneario trujillano "Buenos Aires", aprovechando el domingo, y como en las oportunidades anteriores en que he visitado el otrora hermoso balneario, en los últimos años la imagen es cada vez más patética y lamentable.  Primero me embargó la rabia y luego cedió su sitio a la impotencia, así que, aguántense, hoy estoy muy triste.
No me remontaré a los tiempos gloriosos de Buenos Aires, en los que los mejores artistas del momento venían desde Lima para amenizar grandes bailes que se realizaban en el Casino “Morillas”, allá por los años 20 ó 30 (queda para el recuerdo la foto inmortal del famoso Grupo Bohemia, con Orrego, Vallejo y Haya, entre otros, que reproducimos aquí). Tampoco me iré hasta la época en que muchas familia trujillanas construían coquetas casas para disfrutar el sol veraniego, "lejos de la ciudad". Sólo me ceñiré a tiempos mucho más cercanos: cuando todavía se podía bajar caminando a la playa y jugar con los niños en la cálida arena, lejos de las olas, siendo el único peligro que de pronto un perro travieso se acercara a husmear, o le cayera a uno un pelotazo de quienes hacían su propio mundialito a la orilla del mar. Estamos hablando de 1990,   por ejemplo, lo que es algo bastante reciente, aún para las generaciones jóvenes, que llegaron a caminar por el malecón mirando a los bañistas, disfrutando su cercanía a la ciudad, o a remojarse un rato en la orilla de sus frías aguas, quedando para los más osados en meterse al mar, por lo fuerte de su oleaje. 
Hoy de ese casino emblemático, construido sobre pilotes, no queda ni el recuerdo, porque el avance del agua obligó a su demolición.  Del malecón quedaban hasta hace poco los restos esqueléticos y derruídos, como impresionante  publicidad de la fuerza de la naturaleza, pero hoy han sido retirados y en su lugar hay un enrocado que espera detener el avance furibundo del mar. Del paseo dominguero ya no queda nada, no hay dónde caminar.
¿Y qué hacen las autoridades? Lastimosamente, como viene sucediendo hace mucho en el país, sólo se ven acciones paliativas pero sin estructura, sin planificación, sin un accionar organizado que vea el problema de forma integral.
Con desconcertante optimismo, el Presidente Regional de La Libertad, Ing. José Murgia, ha afirmado:  “El mar se ha contenido, no ha avanzado un solo centímetro, desde que se hicieron los trabajos de enrocado en las playas de Buenos Aires y Las Delicias” (http://www.noticiastrujillo.pe/?q=trujillo/murgia-enrocado-ha-contenido-avance-del-mar-en-buenos-aires-y-las-delicias) con un aire de “aquí ya no pasa nada, vuelvan a sus casas que ya no hay nada de qué preocuparse”.
Pero sí hay de qué preocuparse, y mucho. Buenos Aires está herido de muerte, y no hay brigada de salvataje que se asome a darle un último auxilio. Este problema no sólo afecta la parte turística, si queremos llamarlo así, sino a todas las familias que viven todo el año en un lugar que ahora es casi un cementerio en proceso. Y lo más preocupante es que nadie dice a qué se debe en avance incontenible del agua, más allá de las hipótesis de cada quién, ni cuál será el desarrollo del problema o su desenlace final. 
¿Será todo producto del cambio climático? ¿Será  que el molón de Salaverry tiene la culpa? ¿O será que todo este desmadre es consecuencia, como dicen muchos antiguos trujillanos,  de que el órgano ejecutor de turno no levantó todos los espigones especificados en el proyecto al construir el muelle de Salaverry porque de seguro “no eran necesarios” y así el dinero presupuestado llegó a otro destino?
Quienes esto creen aseguran que los técnicos responsables del proyecto advirtieron que de no construirse completos los molones planificados las consecuencias serían devastadoras para la costa de la zona en décadas posteriores, afectando el oleaje.  Del dicho al hecho. Una primera constatación de lo vaticinado la tuvo Las Delicias, cuando en una noche “loca”, el mar arremetió con furia y se llevó la primera hilera de casa construidas frente al mar en tan lindo y, en ese entonces, moderno balneario. Hoy dicha playa podría decirle a Buenos Aires, “en el dolor, hermanas”, y lo mismo a Huanchaco que está mostrando, poco a poco,  síntomas del mismo mal.
Como siempre, la desidia es terrible y nadie toma al toro por los cuernos. ES UN GRAVE PROBLEMA, para Trujillo y para toda la comunidad de Buenos Aires,  y sin embargo se le maneja sólo  como un MOLESTO TEMA. Pero no nos desanimemos. Esperemos a las elecciones, y veremos como se convertirá en el nuevo caballito de batalla, cada candidato expondrá a más y mejor su abanico de soluciones mágicas de las que luego no veremos ni las fotos. Y lo más triste, es que no importa por quién votemos (debería ser con “v” o con “b”?). Al final, todos harán lo mismo. NADA.
A esto paso, lo más efectivo será llamar al Chapulín Colorado.